Contrato por obra o servicio determinado

un contrato de servicios

Hemos reunido aquí algunos puntos que pueden ser útiles para tener en cuenta a la hora de redactar un contrato. Recuerda que siempre puedes contar con la ayuda de un abogado, y es una buena idea si no estás acostumbrado a celebrar contratos, o si el contrato va a contener un gran número de disposiciones.

Es una buena idea que la primera sección describa los antecedentes y el objetivo del contrato. ¿Qué pretenden las partes con el contrato? Esto facilita a un tercero (como un tribunal) la comprensión de las distintas partes del contrato.

Es importante especificar quiénes son las partes del contrato, aunque a veces pueda parecer obvio. ¿Son las personas que negociaron los términos del contrato las que lo celebran, o simplemente negociaron los términos del contrato como representantes de una empresa? ¿Hay más partes que las que estaban presentes cuando se firmó el contrato? Especifique siempre el nombre, la dirección, el número de identidad de la empresa y/o el número de identificación personal correctos de las partes.

jurisprudencia sobre el contrato de servicios

¿Qué es un contrato de servicios? Un contrato de servicios es un acuerdo entre una empresa y una persona que trabaja por cuenta propia en el que la empresa se compromete a pagar a la persona por una cantidad limitada de servicios sin que esa persona se convierta formalmente en un empleado.

Este tipo de acuerdos suelen realizarse para actos concretos, como pintar una casa o poner a punto un coche, aunque también puede haber trabajos de larga duración. En el contrato se especificará la naturaleza del trabajo contratado, su remuneración y cualquier otro detalle que se considere prudente expresar para aclarar el contrato.

¿qué es un contrato de servicios?

El apartado 5 de la Ley de Protección del Empleo (LAS) regula las posibilidades de los empresarios de apartarse de la norma general de que el empleo es permanente mediante acuerdos sobre contratos de duración determinada. La Ley enumera tres formas de empleo de duración determinada: el empleo de duración determinada general, el de sustitución y el de temporada. Además, se establece que el empleo de duración determinada general o el empleo de sustitución no se convierten en empleo permanente cuando el trabajador alcanza la edad de 68 años, lo que significa que el empresario es libre de utilizar el empleo de duración determinada por tiempo ilimitado.

No se requiere ninguna condición especial para que el empresario haga uso de esta forma de limitación temporal. El empresario no puede utilizar esta modalidad durante más de 2 años en un periodo de 5 años. Si un trabajador es contratado con referencia a los criterios generales de empleo de duración determinada por el mismo empresario durante más de 2 años en un periodo de 5 años, el puesto se convierte automáticamente en permanente. En determinadas circunstancias, el periodo de cinco años puede ampliarse, por ejemplo, si ha sido empleado por el empresario con un contrato general de duración determinada, de sustitución o de temporada y estos periodos de empleo han sido consecutivos. Para que los periodos se consideren consecutivos, la interrupción del empleo no puede ser superior a seis meses.

¿por qué es importante distinguir entre contrato de servicios y contrato de servicios?

En general, la Ley de Contratos rige todo tipo de contratos en Tanzania. Pero para determinados tipos de contratos existen leyes específicas que los regulan. Por ejemplo, la Ley de Empleo y Relaciones Laborales contempla específicamente los contratos de trabajo. Por lo tanto, es correcto afirmar que la Ley de Empleo y Relaciones Laborales de 2004, junto con la Ley de Contratos, rigen los contratos de trabajo.

Sí. Según el artículo 14 (1) (b), el contrato de trabajo por un periodo de tiempo determinado es para los profesionales y los empleados de rango directivo. Sin embargo, esta disposición suele ser objeto de quejas, ya que no se puede emplear a alguien que no sea profesional en las mismas condiciones.  La ley establece que deben ser empleados con un contrato para una tarea específica o por un periodo indeterminado/contrato permanente.

Un pliego de condiciones escrito es una lista de información sobre un empleado y las condiciones de contratación que el empresario debe suministrar a un empleado una vez que éste comienza a trabajar. El pliego de condiciones debe contener la siguiente información sobre el trabajador;