Que es una dinamica de grupo

Dinámica de grupo: teoría

¿Has trabajado alguna vez en un grupo en el que parecía que todo el mundo «encajaba»? No había ninguna tensión latente y parecía que los puntos fuertes de cada persona se solapaban perfectamente con los puntos débiles de los demás. Esto no es un accidente: los grandes líderes se esfuerzan mucho por reunir grupos que tengan una fuerte dinámica de grupo.

La dinámica de grupo es una medida de la forma en que un conjunto de personas funciona conjuntamente. Es tanto la eficiencia de lo productivo que es el grupo (es decir, lo mucho que se logra y la calidad) como la facilidad con la que los grupos trabajan juntos (es decir, la frecuencia con la que el grupo se atasca, la forma en que las personas se ayudan entre sí, etc.). Cuando conseguimos que la parte del «trabajo conjunto» sea correcta, es mucho más fácil conseguir resultados de alta calidad.

Cuando cada persona entiende en qué dirección va el equipo y por qué, están alineados. La alineación garantiza que no haya ambigüedad y que todos puedan marchar en la misma dirección. Esto alivia la tensión y ayuda a crear una fuerte dinámica de equipo. Se puede crear una alineación escribiendo los planes, obteniendo la aprobación temprana de los líderes que van a poner en práctica los planes y comunicando regularmente los progresos.

La cohesión del grupo

La dinámica de grupo es un sistema de comportamientos y procesos psicológicos que se producen dentro de un grupo social (dinámica intragrupal), o entre grupos sociales (dinámica intergrupal). El estudio de la dinámica de grupos puede ser útil para comprender el comportamiento en la toma de decisiones, seguir la propagación de enfermedades en la sociedad, crear técnicas terapéuticas eficaces y seguir la aparición y popularidad de nuevas ideas y tecnologías[1] Estas aplicaciones del campo se estudian en psicología, sociología, antropología, ciencias políticas, epidemiología, educación, trabajo social, estudios de liderazgo, estudios empresariales y de gestión, así como en estudios de comunicación.

La historia de la dinámica de grupos (o procesos de grupo)[2] tiene una premisa subyacente y constante: «el todo es mayor que la suma de sus partes». Un grupo social es una entidad que tiene cualidades que no pueden entenderse sólo estudiando a los individuos que lo componen. En 1924, el psicólogo de la Gestalt Max Wertheimer propuso: «Hay entidades en las que el comportamiento del conjunto no puede derivarse de sus elementos individuales ni de la forma en que estos elementos encajan entre sí; más bien ocurre lo contrario: las propiedades de cualquiera de las partes están determinadas por las leyes estructurales intrínsecas del conjunto» (Wertheimer 1924, p. 7)[3] (La proposición sigue siendo cuestionable [¿por quién?], ya que los biólogos modernos y los teóricos del juego sí buscan explicar las «leyes estructurales del conjunto» en términos de «la forma en que los elementos encajan entre sí»[cita requerida]).

Ejemplos de dinámicas de grupo

La dinámica de grupos es un sistema de comportamientos y procesos psicológicos que se producen dentro de un grupo social (dinámica intragrupal), o entre grupos sociales (dinámica intergrupal). El estudio de la dinámica de grupos puede ser útil para comprender el comportamiento en la toma de decisiones, seguir la propagación de enfermedades en la sociedad, crear técnicas terapéuticas eficaces y seguir la aparición y popularidad de nuevas ideas y tecnologías[1] Estas aplicaciones del campo se estudian en psicología, sociología, antropología, ciencias políticas, epidemiología, educación, trabajo social, estudios de liderazgo, estudios empresariales y de gestión, así como en estudios de comunicación.

La historia de la dinámica de grupos (o procesos de grupo)[2] tiene una premisa subyacente y constante: «el todo es mayor que la suma de sus partes». Un grupo social es una entidad que tiene cualidades que no pueden entenderse sólo estudiando a los individuos que lo componen. En 1924, el psicólogo de la Gestalt Max Wertheimer propuso: «Hay entidades en las que el comportamiento del conjunto no puede derivarse de sus elementos individuales ni de la forma en que éstos encajan entre sí; más bien ocurre lo contrario: las propiedades de cualquiera de las partes están determinadas por las leyes estructurales intrínsecas del conjunto» (Wertheimer 1924, p. 7)[3] (La proposición sigue siendo cuestionable [¿por quién?], ya que los biólogos modernos y los teóricos del juego sí buscan explicar las «leyes estructurales del conjunto» en términos de «la forma en que los elementos encajan entre sí»[cita requerida]).

Principios de la dinámica de grupo

Entender la dinámica del equipoHay algunas áreas clave de excelencia que separan a las empresas de alto rendimiento de las que luchan por mantenerse a flote. Un factor clave que comparten los equipos de alto rendimiento de todos los sectores es que reconocen la importancia de una dinámica de equipo positiva y toman medidas para fomentarla. Al invertir recursos en la promoción de un espíritu de trabajo en equipo y colaboración, las empresas pueden ayudar a sus empleados a prosperar en términos de compromiso, productividad y logros.

Pero, ¿qué son exactamente las dinámicas de equipo?  Todo equipo está formado por miembros con diferentes puntos fuertes, débiles y áreas de experiencia. Las dinámicas de grupo o de equipo entran en juego en las interacciones diarias, el trabajo compartido y los esfuerzos de colaboración del equipo. Si el equipo tiene una dinámica positiva, sus miembros trabajarán juntos con más eficacia, generarán ideas mejores y más innovadoras y tendrán más posibilidades de alcanzar sus objetivos.  Los factores psicológicos pueden influir en la actitud y la capacidad de rendimiento de un equipo, y la dinámica de equipo es una forma de entender esos factores inconscientes y cómo influyen en el comportamiento y el rendimiento del equipo. Reconocer la capacidad individual es importante, pero una parte clave del liderazgo es comprender cómo interactúan los individuos dentro de un grupo.